El medio ambiente y la economía verde

Para Jordi Gual Solé Caixabank la conservación del ambiente se ha convertido en un objetivo esencial para acelerar la transición hacia una economía baja en carbono, pero que además promueva un verdadero desarrollo sostenible y resulte socialmente inclusiva. Con tal objetivo, CaixaBank cuenta con una importante estrategia medioambiental, pero además se enfoca en trabajar de manera sistemática para lograr la reducción del impacto directo de sus operaciones por medio de la financiación e inversión en proyectos sostenibles.

La preocupación de la entidad por la sostenibilidad, la ha llevado a recibir dos distinciones, la primera a manos del DJSI quien incluyó a CaixaBank dentro del índice mundial de sostenibilidad que publica cada año. De igual modo, las Naciones Unidas le concedieron a dos entidades de CaixaBank su máxima calificación en inversión sostenible, y estas fueron para su aseguradora VidaCaixa, y para su gestora de activos CaixaBank Asset Management las cuales han recibido una A+ gracias a su gestión en estrategia y buen gobierno.

Cuando se trata de la descarbonización de la economía, que ha pasado a ser la principal estrategia cuando se trata de la lucha contra el cambio climático, CaixaBank tiene la fortuna de ser incluido por quinto año consecutivo, dentro del índice de empresas reconocidas como líderes en la lucha contra el cambio climático, de acuerdo a Carbon Disclosure Project (CDP). CaixaBank es conocida por ser una de las entidades financieras líderes en cuanto a la lucha contra el cambio climático a nivel mundial, pero además es el primer banco del Ibex 35 y uno de los pocos ubicados en Europa que han logrado conseguir neutralizar de forma total su huella de carbono calculada, lo que incluye las emisiones indirectas de la entidad.

Se cuentan en su haber, otras iniciativas más recientes como haber sido el primer banco de España que emitió un bono social para apoyar los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la ONU, demostrando de esta manera el alto nivel de compromiso de CaixaBank con el medioambiente y también con la sociedad en general. Uno de los factores principales para un mejoramiento del ambiente es el cambio de mentalidad, y para ello ha surgido la denominada economía verde. Posiblemente muchos no tienen idea de lo que es esta nueva economía.

Para ello es recomendable, indagar en los orígenes de tal concepto el libro Blueprint for a Green Economy, qu fue publicado en el año 1989 por David Pearce, Anil Markandya y Edward D. Barbier. En este trabajo se explicaron diversas políticas que luego fueron consensuadas como ineludiblemente necesarias si se desea lograr un desarrollo sostenible, es decir, un desarrollo con el que se logre satisfacer las necesidades del presente, pero sin llegara a comprometer la capacidad de satisfacer las necesidades que puedan surgir en el futuro.

Para ello, se tuvo que esperar unos veinte años hasta que el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) se encargará de desarrollar en 2009 un nuevo modelo basado en el concepto de economía verde que ya había sido acuñado por Pearce, Markandya y Barbier con el objetivo de dar respuesta a los cada vez mayores problemas medioambientales.